martes, 11 de junio de 2019

OTRO CURSO MÁS HA LLEGADO A SU FIN

Buenos días a todos y a todas, queridos lectores:

Aunque resulta bastante increíble, ya hemos llegado a otro fin de curso. Otros 10 meses han pasado sin apenas darnos ni cuenta, haciendo montones de cosas, y en el caso de los que estamos opositando, combinando el trabajo con el estudio. 

Como cada junio, me gusta hacer balance de todo lo que he hecho en el área de Educación Física, autoevaluándome y reflexionando sobre lo que ha funcionado, lo que no ha resultado tan bien como esperaba y sobre aquello que puedo mejorar, cambiar, eliminar o reforzar. 



Como sabéis, llevo varios años trabajando en colegios rurales, por lo que la metodología es muy diferente, ya que al tener ciclos, varios cursos juntos, e incluso distintas etapas, hace que el ingenio se agudice, se globalice mucho más y se planteen actividades muy variopintas, que atiendan a las necesidades del alumnado, a los distintos niveles, sin dejar de lado su motivación. Para ello, tengo la gran suerte de contar con un equipazo, un equipo directivo que siempre tiene un "sí" por respuesta, compañeros y compañeras que siempre me acompañan a las actividades que propongo, tanto fuera como dentro del colegio, y unas familias que tampoco me ponen impedimentos a la hora de "inventar", así que como resultado hemos hecho, entre otras tantas cosas:
  • Una gamificación anual, en la que los discentes se han enfrentado a breakout, escape room, retos deportivos, pruebas físicas y mentales...
  • Sesiones de juegos y deportes alternativos: tiro con arco, cazabolas o suavicestas, dardos magnéticos, bolos...
  • Sesiones dirigidas de Yoga y Pilates (con colchonetas individuales, compradas este curso para tal fin).
  • Muchas sesiones de expresión corporal: bailes, juegos musicales, representaciones teatrales...
  • Teatros rítmicos, en los que yo tenía que descubrir el tema que estaban representando.
  • Ambientes de aprendizaje (he realizado varias publicaciones al respecto de este recurso metodológico). 
  • Sesiones de juego libre.
  • Carrera solidaria "Save the children".
  • II Día de la Educación Física en la calle.
  • Senderismo en el entorno próximo.
  • Días sobre ruedas...
La verdad es que, si hago balance, creo que el resultado es muy positivo; obviamente, siempre hay que seguir innovando, formándose,  haciendo autoevaluaciones y escuchando a los discentes, trabajar en equipo, compartir experiencias y aprender de otros colegas de especialidad, pedir ayuda cuando sea necesaria... y, sobre todo, nunca perder las ganas e ilusión, ya que sin ellas, enseñar es imposible, y sin motivación, el aprendizaje es prácticamente nulo. 

Para los cursos venideros no tengo un plan cerrado, siempre procuro contextualizar las sesiones a cada grupo-clase, a cada centro, al claustro con el que voy a compartir curso lectivo. Lo que sí tengo claro es que quiero que los discentes tengan ganas de ir al colegio, que estén contentos cuando llegue la hora de Educación Física, intentar dejarles huella, sembrar en ellos la semilla de unos hábitos saludables, de la importancia de la actividad física para la salud, de la necesidad de tener una alimentación correcta y equilibrada, de por qué es necesario tener una correcta higiene postural y personal, de las maravillas que se consiguen trabajando en equipo, del respeto por el propio cuerpo, por el cuerpo de los demás... y un sinfín de cosas fundamentales. Creo que este curso he llegado a cumplir mis objetivos, me voy contenta y satisfecha, porque, aunque siempre se puede mejorar (y espero seguir haciéndolo), he realizado todo lo que tenía en mente, con un bajísimo número de faltas de asistencia, con muchas sonrisas, cartas y dibujos, con mamis y papis contentos con la progresión de sus retoños, y con un enorme agradecimiento hacia mis compañeros y compañeras, porque ellos han sido un gran apoyo para seguir con tantos planes. 

Así pues, me despido hasta el próximo septiembre, deseándoos un muy feliz verano, muchísima suerte a todos los opositores y opositoras, salud, risas, amor, bailes, buenos ratos y borbotones  de felicidad. Gracias por cada una de vuestras visitas, siempre os digo que sin vuestro valioso tiempo, este blog no existiría. 
Os dejo el enlace de mi página de Facebook, donde sí seguiré realizando publicaciones a lo largo del verano (siempre relativas a la Educación y al deporte), y mi dirección de Twitter, donde suelo publicar también a menudo. 



Un fuerte y caluroso abrazo a todos y a todas. Nos vemos muy pronto con más aventuras y con ganas de seguir compartiendo, así que... ¡¡¡hasta pronto!!!


miércoles, 8 de mayo de 2019

ÁNIMO, OPOSITORES Y OPOSITORAS.

Buenos y primaverales días, queridos lectores:

Ya hemos llegado al mes de mayo, el mes de las flores y las cruces, de fiestas y ferias, de empezar a quitarse capas de ropa, de alguna que otra visita a la playa, de sol y terracitas... pero también de nervios, de cuentas atrás para acabar el curso lectivo, y para los que están opositando, de empezar a tachar días en el calendario, de mirar con cierta angustia, inquietud, esperanza, ganas y algo de desasosiego, ese día 22 y/o 23 de junio, mañana en la que se decidirán muchas cosas, horas en las que la "suerte" sonreirá a unos cuantos afortunados y afortunadas, y momento en el que otras personas se derrumben por distintos motivos. 

Hoy me gustaría dedicaros esta publicación, enviaros todo mi ánimo e intentar calmaros a través de estas palabras, cargadas también de mi propia experiencia. 
Para quienes no me conocéis, debéis saber que yo sigo siendo interina; y sí, también estoy cansada de las oposiciones, de la incertidumbre, de tener que demostrar continuamente que "valgo", de cada vez que llega junio estar con ese "¿me volverán a dar mi cole?, ¿tendré vacante de nuevo?". Aunque os digo una cosa, y sé que suena a tópico, pero es la realidad: todo esfuerzo tiene su recompensa. Algunas veces tarda más, e incluso podemos llegar a pensar que no, que no nos llegará ese ansiado momento. Pero llega, todo llega. 

Os animo a que sigáis peleando, que aunque haya días que sea prácticamente imposible leer un folio, que vuestra cabeza está viajando junto a vuestra familia, pareja, a algún problema que tengáis, o simplemente estéis agotados, tenéis que inhalar, exhalar, agarrar el tema o el supuesto y darle caña. O coger el ordenador y darle otra vuelta a la programación, todo vale, todo cuenta.

Sí, cuando estamos a estas alturas de curso, tras más de 8 meses de estudio casi diario, cuando es la tercera, cuarta, quinta oposición, pesa mucho. Nos duele el cuello, tenemos lumbago o ciática, hemos cogido algunos kilos, estamos más blancos que el papel, llevamos sin ver a nuestros colegas semanas, apenas contestamos a los mensajes y en muchas ocasiones se nos olvida devolver las llamadas... pero el colegio está ahí, cada vez más cerca. Nuestros futuros alumnos y alumnas nos están esperando, henchidos de cariño, alegría y sonrisas para darnos, y nuestra ilusión no puede desvanecerse. Tenemos que seguir, ir dando pasos hacia delante, compaginar nuestros descansos reponedores con días de estudio intenso, de actividad frenética. Y, sobre todo, no hacer caso de los "dimes y diretes", de los que, quizá sin darse ni cuenta, intentan diezmar las ganas e ilusión de quien está luchando por un sueño. 

Sí, también es muuuuuuuy difícil sacar una plaza a la primera; sí, es cierto que los interinos "pata negra" son prácticamente imposibles de alcanzar (pero pensad que ellos han sido también aspirantes, que casi con total seguridad han sacado una notaza mínimo una vez, que también estuvieron esperando esa llamada; se han ganado a pulso que les llegue su momento); sí, dependemos de que a un tribunal -que a su vez son nuestros compañeros y compañeras-, les guste nuestra programación, nuestra letra, nuestra manera de expresarnos... ¡pero confiad! Todos ellos y ellas han pasado por ahí, la inmensa mayoría también están luchando por una Educación Pública de calidad, quieren que quienes lleguen a los coles sean buenos profesionales, gente con ganas, con ilusión... y aunque está claro que el sistema tiene fallos y no es del todo justo, hemos de pasar por ahí, así que hagamos de él un camino lo más agradable posible. 

Y con esto, compañeros y compañeras, quiero deciros que lo vais a conseguir. Que con plaza o sin plaza sois muy grandes, sois personas luchadoras, con sueños, con energía y con un corazón enorme. Que no dejéis de perseguir vuestro sueño, porque más pronto que tarde lo vais a alcanzar. Ojalá y nos veamos muy pronto por los pasillos, que compartamos experiencias y actividades, que preparemos muchas fiestas de Navidad y de fin de curso, y que hagamos de nuestra Escuela Pública un lugar de ensueño, de sonrisas, de aprendizaje y de intercambio. Porque los niños y niñas se lo merecen. Porque los docentes queremos, podemos y LO VALEMOS. 

¡¡¡A POR TODAS!!!





jueves, 11 de abril de 2019

EXPRESIÓN CORPORAL

Buenos días, queridos lectores:

Ya estamos en abril, así que venimos con un nuevo tema que tratar, y que he de reconocer que siempre me ha encantado, y cada vez me gusta más. Hoy vamos a hablar sobre la EXPRESIÓN CORPORAL.

Si seguimos a autores como Villada y Vizuete (2002), la expresión corporal es una capacidad que permite a todos los seres humanos que  exterioricen y pongan de manifiesto sus deseos, sentimientos, pensamientos, emociones y sensaciones, materializándolos a través del cuerpo. La expresión corporal se sirve de los gestos, las posturas, la mirada, el movimiento, y de todas las posibilidades que el cuerpo humano es susceptible de generar.

Aunque, pese a su evidente importancia, en muchos casos no se le da el peso que realmente debe tener en los distintos Proyectos Curriculares, a pesar de que la necesidad comunicativa de las personas es una realidad, y de que es una capacidad educable, ampliando así la utilización de diferentes códigos y lenguajes de comunicación.

Ahora bien, entender la expresión corporal únicamente desde el área de Educación Física es un error, ya que su tratamiento aparece expresado en los objetivos de distintas áreas (Educación Artística, Lengua Castellana y Literatura...); y todo ello se debe a que, a través de su utilización, se hace posible la comunicación, la exteriorización  y expresión de contenidos y emociones variadas.

La actual Ley Orgánica 8/2013,de 9 de diciembre, para la Mejora de la Calidad Educativa,  (LOMCE), incluye este contenido-recurso en distintos apartados, como por ejemplo:

  • Objetivo de Etapa J, que hablar de realizar representaciones y expresiones artísticas.
  • Objetivo de área de Educación Física 3, que especifica trabajar la imaginación, creatividad, expresividad corporal...
  • Bloque de contenidos III de Educación Física, "Expresión corporal: expresión y creación artística".
Por tanto, es indiscutible la importancia que tiene para el alumnado, para su desarrollo integral, para enriquecer su abanico de recursos. Además, siguiendo algunos textos, supuestos prácticos del cuerpo de maestros, etc., encontramos afirmaciones del tipo que, con el trabajo y desarrollo de la expresión corporal, ayudará al alumnado a:
  • Establecer relaciones con el entorno, adaptándose al mismo.
  • Conseguir un equilibrio personal y corporal.
  • Potenciar y desarrollar la originalidad, la creatividad, etc.
Y podríamos ir acabando afirmando que la expresión corporal no debe trabajarse de manera aislada en el área de Educación Física, ni tampoco se realizarán sesiones esporádicas o exclusivas sobre dicho contenido, dado que la expresión corporal es una acción motriz global, al igual que la persona, y deberá ir evolucionando desde el movimiento espontáneo, la imitación y la simulación motriz, hasta otras formas de movimiento más elaboradas.

En cuanto a la forma en que yo llevo a cabo la ya tan nombrada expresión corporal, lo hago de manera bastante sistemática, utilizando juegos basados en la misma de vuelta a la calma, o realizando un calentamiento musical, haciendo sesiones de yoga y/o Pilates combinados con música y baile libre, realizando teatros rítmicos, y, además (ya os advertí que soy una fanática de la expresión corporal), también tengo una Unidad Didáctica de expresión corporal en cada trimestre, en cada uno de los ciclos, y las suelo llevar a la práctica al final de cada uno de ellos, aprovechando para montar actuaciones variadas en Navidad y fiesta de fin de curso. Obviamente, dichas Unidades Didácticas no son exclusivas de expresividad, suelo hacer un repaso de todos los contenidos trabajados a lo largo de cada trimestre, y se completa con juegos más específicos de baile, creatividad, juegos de imitación, cuentos motores...

Y para muestra, un botón: sesión de baile, "pre-halloween", imitando el videoclip de "Thriller", del gran Michael Jackson. Es imposible que nos partáis de la risa al ver esos cuerpecillos dándolo todo... ¡¡¡mirad, mirad!!!


Ahora sí, me despido de vosotros esperando que la publicación os sirva de ayuda y os anime a trabajar la expresión corporal si aún no lo hacéis mucho, agradeciéndoos vuestro tiempo -como siempre-, y deseando que las vacaciones que ya están asomando a la vuelta de la esquina sean productivas, provechosas y os recarguen las pilas, volviendo así al cole con energía para aguantar el último tirón y siendo nuestra mejor versión, que es lo que nuestros alumnos y alumnas se merecen. 

Un abrazo a todos y a todas y...¡¡¡hasta pronto!!!

jueves, 21 de marzo de 2019

PSICOMOTRICIDAD

Buenos días primaverales a todos y todas, queridos lectores:

Como cada mes, aquí estoy, lista para hablaros de un tema que espero os sea de utilidad y con el que espero ayudaros. Este mes de marzo vamos a hablar sobre la PSICOMOTRICIDAD, una parte fundamental de la Educación Infantil y que, en ocasiones, se os hace un poco cuesta arriba por la falta de formación al respecto, por desconocimiento o por falta de apoyos en el aula. Y como sé que en realidad os encanta y siempre lo hacéis lo mejor posible, hoy quiero dejaros por escrito cómo lo hago yo (llevo varios cursos impartiendo la Psicomotricidad en distintos centros, en colaboración con las/os compañeras/os de Infantil). ¡Arrancamos!

En primer lugar, deciros que la Psicomotricidad es un término que, aunque algo desfasado (la primera vez que se utilizó fue en 1913, por Ernest Dupré), sigue en vigor, y con él pretendemos hacer referencia a la adquisición de habilidades motrices en la primera infancia, entre los 0 y los 3 años. Concretamente, la RAE (2017), lo define como "conjunto de técnicas que estimulan la coordinación de las funciones motrices y psíquicas". Y, dentro del sistema educativo, se da como un apartado dentro del área "Conocimiento de sí mismo y autonomía personal", durante los tres cursos de la Educación Infantil.

En segundo lugar, aunque muchas veces os veáis carentes de recursos suficientes, o con poco material, seguro que estáis haciendo muchas cosas que son súper interesantes y con las que el alumnado está aprendiendo, así que no os martiricéis; no hay un solo modo de trabajar la Psicomotricidad, ni nadie está en posesión de la verdad absoluta, o del método perfecto. Si hacéis que los niños y niñas se muevan, experimenten, descubran y disfruten, ya estáis dando muchísimos pasos.

Para facilitar el trabajo a algunas compañeras y compañeros de Infantil, hice un breve esquema sobre cómo trabajar mes a mes las distintas cualidades perceptivo motrices. Os adjunto la imagen de la "chuleta":

 

Como veis, lo organicé por meses y semanas, contando con aquellos meses (septiembre, diciembre, enero o junio) en los que hay vacaciones y, por tanto, una semana menos de clase. En cada guion se incluyen juegos "tipo", como guía, para seguir un cronograma que va desde lo más "sencillo" hasta lo más complejo. Y, por supuesto, siempre hay que tener en cuenta que cada grupo es distinto, y cada discente un mundo, por lo que a veces os puede parecer demasiado, o muy escaso. En cualquier caso, puede servir de orientación y, según las necesidades de cada docente, ir adaptándolo y modificándolo.

Os voy a dejar el enlace de mi página personal de Educación Física de Facebook, en la que voy haciendo publicaciones semanales sobre distintos juegos, circuitos y actividades, tanto de Primaria como de Infantil, acompañadas de imágenes y descripciones, para que tengáis más ejemplos concretos. Pinchad a continuación si queréis saber más:






Por otro lado, animaros a trabajar mucho con música, ya que nos permite trabajar muchísimas cosas: resistencia, ritmo, tensión-relajación, hacer juegos de "estatuas", juegos de lateralidad, de imitación (si usamos canciones tipo "cantajuegos"), etc. Además, el alumnado disfruta muchísimo; es bien sabido que la música "amansa a las fieras", así que imaginaos lo que es capaz de hacer con personitas: motivarles, animarles, permitirles explorar su creatividad, su oído musical, su sentido del ritmo... 

Los globos también son un recurso excepcional, o bien solo con aire, o bien con un garbanzo dentro, para que pesen un poco más, y trabajar los lanzamientos-recepciones, la organización espacial, la lateralidad... individualmente, por parejas, en grupo...

Y el propio cuerpo, sin más, es el mejor recurso de todos. Trabajar la imitación, los desplazamientos, los saltos, los giros... con nuestro propio cuerpo simple y llanamente, es un mundo infinito de posibilidades.

Y ya, para ir acabando, os recomiendo que creéis sesiones en las que el tiempo de compromiso motor sea lo más elevado posible, ya que si planteamos un circuito muy corto, entre vuelta y vuelta tienen que esperar mucho tiempo, por lo que siempre es bueno que sean largos, o bien que los completemos con otras actividades que les permita seguir experimentando hasta que les toque de nuevo participar en el circuito, por ejemplo, poner un montón de combas y que estén saltando o inventando movimientos durante la espera, o poner zancos y que sigan moviéndose y trabajando el equilibrio, o poner una canasta bajita y varias pelotas de gomaespuma para que trabajen la puntería, o colchonetas para que "croqueteen"... hay un sinfín de posibilidades.

El compañero David Cañada (@dcanadal en Twitter), para completar esta publicación (tras publicarla el pasado mes de marzo), me envió la siguiente guía, compuesta por 47 páginas (y hecha desde los Ministerios de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, y el de Educación Cultura y Deporte), en la que vienen muchísimas recomendaciones, actividades y juegos centrados entre los 3 y los 6 años. Es una pasada de documento, así que os lo adjunto a continuación para que pinchéis sin dudarlo, ya que os servirá un montón.

 Guía para actividad física en Educación Infantil

Bueno, siempre os digo que se admiten comentarios y críticas constructivas, así como sugerencias de temas que os sean de interés y en lo que yo, humildemente, pueda ayudaros, así que no dudéis en dejarme un comentario en el post, ¿vale? Os leo.

Como siempre, muchísimas gracias por vuestro tiempo, ya sabéis que sin vosotros y vosotras, esta página no tendría sentido. Así que, hasta el mes que viene, me despido con un fuerte abrazo... ¡¡¡hasta pronto!!!

jueves, 14 de febrero de 2019

BREAKOUT EN EDUCACIÓN FÍSICA

Hola a todos, queridos lectores:

El mes pasado os hablé de una escape room en Educación Física, y este mes quiero hablaros de otra actividad muy chula: EL BREAKOUT. 

Tanto con segundo como con tercer ciclo he llevado a cabo un breakout durante las dos semanas pasadas, y os aseguro que fue chulísimo. Os voy a decir los pasos que di, y adjuntaré algunas fotos para que os hagáis una idea más clara.


  1. Recibimos una carta extraña, que decía "no abrir hasta no resolver un problema matemático", y tras la misma, un mensaje de voz muy raro indicaba a los niños que debían encontrar 20 palabras que se hallaban esparcidas por el patio. 
  2. Una de las normas básicas, es que siempre debía de haber alguien corriendo, para así trabajar la resistencia, la organización entre ellos y ellas y el respeto por las normas. Y ojo, lo cumplieron de maravilla; se organizaron en un santiamén y no hubo fallo alguno.
  3. Una vez encontradas las palabras, debían encontrar un mensaje secreto (y, obviamente, con sentido). 
  4. Tras descubrir dicho mensaje (y en todas las clases se dieron cuenta muy pronto), debían de darle la vuelta a las palabras y, de nuevo, descifrar otro mensaje oculto que les llevaba a una caja fuerte.
  5. Descubierta y abierta la primera caja fuerte, encontraron un problema matemático que, resuelto correctamente, les permitía abrir la carta sospechosa que recibimos al principio.
  6. En la segunda caja fuerte, abierta con el resultado obtenido del problema matemático, encontraron un mensaje claro y conciso: "RETO SUPERADO". 
Cuando acabaron, y ésto me pasó en todas las clases en las que llevé a cabo el breakout, les dio una rabia terrible, porque querían seguir investigando y descubriendo pruebas. Así que, más pronto que tarde, habrá más y -espero- que mejor. 




 

Como os dije en la otra publicación, este tipo de actividad requiere de un trabajo previo, por parte del docente, que lleva unas cuantas horas, tener plan "A", plan "B" y, si me apuráis, plan "C", para que todo salga bien, la práctica termine en éxito y los discentes aprendan, se diviertan y se motiven. 
Yo os lo recomiendo 100%; ya llevo un par de cursos haciendo cosas de este estilo, aprendiendo poco a poco, mejorando mediante el ensayo y error, y buscando siempre el aprendizaje significativo y funcional, que es lo que cuenta al final. 

No tengáis miedo, arriesgaos a hacer cosas nuevas y chulas, motivadoras y divertidas, ya veréis como poco a poco, día a día y sesión a sesión, iréis cogiéndole el tranquillo. 

Muchísimas gracias por vuestro tiempo y...¡¡¡hasta pronto!!!

miércoles, 16 de enero de 2019

ESCAPE ROOM EN EDUCACIÓN FÍSICA

Hola a todos y a todas, queridos lectores:

Antes de nada, quería desearos un muy feliz año nuevo... ¡¡¡Ya estamos en 2019!!! ¿¿¿Pero en qué momento ha pasado tanto tiempo??? Es alucinante... ya llevo 5 años con este blog en marcha, y me parece asombroso, porque de verdad que no he dado tiempo a darme ni cuenta. Aunque, según dicen, eso es buena señal, ya que significa que estás haciendo muchas cosas, y que esas cosas te gustan; y lo cierto es que yo no puedo decir lo contrario.

Bueno, hecha esta pequeña reflexión propia de cada comienzo de año, me gustaría hablaros sobre una actividad que me parece interesantísima, muy divertida y que nos permitirá alcanzar un aprendizaje significativo, a la vez que puede servirnos de autoevaluación y como prueba-examen para nuestro alumnado. Se trata de la "ESCAPE ROOM".
Si bien es cierto que requiere de un trabajo previo del docente (y si quieres que salga bien y sea de calidad, ese trabajo previo se convertirá en unas cuantas horas), también lo es que el resultado es absolutamente gratificante y merece mucho la pena. 

Os voy a hablar de una escape room que he llevado yo a cabo en mis clases de EF, en 2º y 3er ciclo (también se puede llevar a cabo con primer ciclo, por supuesto, aunque este curso mis dos clases de primer ciclo tienen unas características muy particulares, y he decido no llevarla a cabo por el momento; seguramente la pondré en práctica en el último trimestre). Os voy a contar qué pruebas he incluído y cómo lo han resuelto.


  1. Para trabajar de una manera global y transversal, les propuse unas cuantas preguntas relacionadas con Lengua, Matemáticas, Cultura Digital y Ciencias sociales (resolver una operación combinada, corregir un texto, descifrar un mensaje secreto, ordenar letras para formar palabras, repasar de manera teórica cosas que hacen habitualmente en las sesiones de EF -calentamiento, grupos musculares, articulaciones...-, etc).
  2. Una vez resueltas esas cuestiones, debían encontrar una caja fuerte que estaba oculta en algún lugar del patio y volver al aula con ella (trabajo de resistencia y de orientación, ya que estuvieron corriendo y orientándose en el espacio durante un buen rato). Para sacar el número secreto y abrirla, debían resolver tres divisiones.
  3. Abierta la caja fuerte, descubrieron que debían encontrar una llave que estaba pegada en algún lugar del patio...así que de nuevo a correr como locos.
  4. Encontrada la llave, debían buscar un libro-caja escondido en el aula, y abrirlo con la llave. Dentro del mismo tenían el siguiente paso a dar, y un papel con tres números escritos... ¿qué tendrían que hacer con ellos?
  5. El último reto era encontrar otra caja fuerte, esta vez escondida en la biblioteca del colegio, para meterle la última combinación, y dentro de la misma tenían una nota en la que podían leer unas cuantas instrucciones para tener una vida saludable y...¡¡¡reto superado!!! 
Para ellos es algo alucinante, si les vieseis cómo trabajan en equipo, lo rápido que resuelven las operaciones matemáticas, cómo recuerdan las normas gramaticales y lo mucho que se divierten, no dudaríais en realizar este tipo de sesión. Yo llevo varios años intentando formarme en metodologías innovadoras (Ambientes de Aprendizaje, Gamificación...) y, cada día más, me convenzo de que ése es el camino, que así conseguimos los objetivos más rápido y de una manera más dinámica, que el alumnado viene al colegio con ganas, pensando que se van a divertir y con mucha más predisposición para todo lo que se les plantee. 
Os dejo algunas fotos para que veáis cómo fueron dando los pasos, y comprobéis que se necesita poco material; aunque eso sí, es imprescindible por parte del docente tener muchas ganas e ilusión, y tener todo muy bien organizado...









                                      

Y compartiendo esta experiencia tan chula con todos vosotros, os agradezco vuestra visita, os invito a comentar, sugerir, preguntar... y os mando un afectuoso abrazo hasta la próxima entrada. Muchísimas gracias por vuestro tiempo y...¡¡¡hasta pronto!!!

martes, 4 de diciembre de 2018

UNA NAVIDAD EQUILIBRADA Y SIN EXCESOS.

Buenos días, queridos lectores:

Como cada mes, aquí estoy, para hacer una entrada y escribir sobre temas que a todos nos interesan y preocupan, y en esta ocasión voy a hablar sobre cómo pasar un mes de diciembre -y el principio de enero también- equilibrado y sin unos "excesos excesivos", valga la redundancia.


Es lógico que, con la llegada de diciembre, tengamos una agenda que nos ponga los vellos de punta: comidas y cenas, merendolas, salidas... y a ello hay que sumarle las comidas y/o cenas de Noche Buena, Navidad, Noche Vieja, Año Nuevo, día de Reyes, etc. Y sí, seamos sensatos, es muuuuuuy difícil mantener la compostura y no dejarse abrazar por la tentación de unos dulces caseros, alguna que otra copa de sidra y un buen y copioso plato de suculentos manjares. Pero también tenemos que ser conscientes de  la parte perjudicial de todo ello, y no, no solo me refiero a la báscula a día 7 de enero, me refiero al colesterol, al hígado, a la hipertensión y a un largo etcétera de afecciones que son reales y nos pueden "tocar" a nosotros también. 

Por todo ello, es crucial que seamos honestos con nosotros mismos y, aunque sea muy difícil decir que no, de vez en cuando lo digamos. Que bebamos mucha agua a diario, y especialmente en los días de celebración, ya que nos sacia y, con ello, comeremos un poco menos. 
También es importante "compensar", ¿que cómo?, pues muy fácil, añadiendo unos minutos más de ejercicio de lo que hacemos habitualmente; es decir, si acostumbráis a hacer ejercicio 3 veces por semana, en bloques de 45 minutos, que durante las Navidades intentéis hacer esas 3 sesiones, pero de 1 hora. En ese "compensar" también se incluyen las comidas, por ejemplo, el día de Navidad -y tras la súper cena de Noche Buena-, desayunad un poco menos de lo habitual, y cenad esa misma noche de forma ligera, para no seguir con el exceso de calorías.

Si queréis leer un poco más sobre este tema, os dejo un enlace de la página de Cruz Roja, donde hay un artículo muy interesante, del hospital Victoria Eugenia, de Sevilla, con consejos sobre salud en fechas navideñas:
Recomendaciones para una Navidad Saludable

Del mismo modo, os dejo un enlace de un blog muy interesante ("Bravento"), con ideas para mover el cuerpo en Navidad, y así compensar esos excesos de los que hemos hablado anteriormente. Pinchad a continuación para coger ideas:
Deporte en Navidad

Y ahora, queridos lectores y lectoras, me despido de todos vosotros hasta el año que viene, deseándoos un muy feliz mes de diciembre, esperando que la Navidad venga cargada de ilusión, amor, risas, buenos ratos, amigos y, cómo no, mucho ejercicio físico, ¿eh? 
Un fuerte abrazo a todos, y muchísimas gracias por las miles de visitas que habéis hecho al blog durante este precioso año 2018, ojalá que el 2019 sea, como mínimo, igual que el año que está acabando, y que la salud siempre esté con nosotros para disfrutar de la vida con calidad. 
¡Nos vemos el año que viene! ¡Felices fiestas!